miércoles, 23 de agosto de 2017

Reseña: Campamento Freaky - Ari Lemarko

Hoy os traigo la reseña de una escritora novel que he tenido el placer de conocer, Ari Lemarko [os dejo su Twitter y su página de Goodreads].

En este libro nos situamos en la piel de Beca, una joven de 15 años con una capacidad especial, que termina en el Campamento Freaky por obligación de sus padres. Allí junto a sus nuevos amigos Yai y Nico vivirá una pequeña aventura mientras todos intentan controlar sus "poderes".

La premisa como veis es bastante simple, es una lectura bastante adolescente, pero que sin duda podemos disfrutar todos los lectores (siempre y cuando no busquemos algo sesudo). Señores que es una historia de fantasía juvenil muy cómica ¿A quién no le gusta reírse?

Beca es un personaje que me ha gustado, está bien construida y se mantiene bastante estable a lo largo de la historia, no es que evolucione mucho pero tampoco creo que sea plana.
Yai es sin duda mi personaje favorito (y os prometo que no es sólo porque es mi gemela de color de pelo), divertida, alocada y con un oscuro secreto, mi debilidad vamos. Además me sentí bastante identificada con ella por esa manía suya de forzarse a mantenerse alegre por miedo al rechazo de sus seres más queridos. #TeamYai (Lo siento, tenía que poner algo adolescente en esta reseña y Yai lo merece más que nadie)
Pero entonces llegamos a Nico, y por mucho que me duela decirlo, no le aguanto. Está genial llevado, de hecho conozco a gente como él, es muy humano, y puede que eso sea lo que lo hace tan insufrible para mi. También cabe destacar que Nico es gay, todo personaje LGTBI no estereotipado en literatura merece reconocimiento.
En cuanto a Noah, un chico misterioso que aparecerá en la historia de una forma un tanto turbia, no me merece mucha mención; no le vemos mucho por lo que su evolución me resulta demasiado precipitada. [Pero habrá segunda parte así que podré amarle tal vez en el siguiente, no worries]

Me parece importante mencionar que el tema de las capacidades especiales me pasó un poco sin pena ni gloria, incluso llegué a pensar que era omitible, pero la autora consiguió reengancharme a su idea con el giró que resultó pegar la capacidad de Yai.

El libro está muy bien escrito, Ari tiene un estilo muy cercano y actual, tanto en este libro como en su Opera Prima La séptima luna llena [Reseña próximamente en el blog]. Me parece que todas esas expresiones de las conversaciones cotidianas que utiliza dan un poco de frescura a la literatura nacional (que ya empieza a oler un poco a viejuna).
Está dividido en capítulos bastante cortos; más que leer se devoran. Por ellos este es uno de esos libros que recomendaría para leer de una sentada.
Es difícil que yo me ría con un libro y os aseguro que lo he hecho y muy a gusto además. Como la propia escritora me dijo, es un libro para cuando quieres pasar un ratejo divertido y ya está.

Lo peor del libro es que el final llega de a partir de una situación un poco random y de manera demasiado precipitada, me hubiera gustado algo más de desarrollo para no quedarme con cara de WTF.

Creo que si lo hubiera leído entre los 12 y los 16 me hubiera gustado mucho más, por eso quiero recomendarlo sobretodo a lectores que entren en esa franja de edad. Por supuesto, como ya he dicho, es apto para cualquier lector con ganas de sacar alguna de sus mejores sonrisas.

Calificación:

"Y en ese beso comprendo en gran medida de que va esto de la vida"

1 comentario: